El chingolo fue procesado por violar a las nenas y a la madre por mantener relaciones delante de las menores.

Para el magistrado se probó que Mario Antonio Ortiz (46 años, alias “Chingolo”) las sometió a prácticas sexuales equiparables a una violación (como el sexo oral).
La madre de las niñas, de 40 años, cometió exhibiciones obscenas, pues las niñas habían referido que la vieron mantener sexo con algunos sujetos que la visitaban en el humilde rancho donde vivían.

Deja tu Comentario

<