Caucete: Caso del bebé apropiado, se entregó el médico y hoy será indagado

El médico sospechado de "matar" a una beba con un certificado de defunción y de hacerla "revivir" con otro de nacimiento, pero ya como hija de una mujer conocida suya, hace 20 años,  se presentó en la mañana de hoy en la Justicia Federal para dar su versión como sospechoso en esa escandalosa maniobra que tiene otras tres detenidas: la mujer que crió a esa niña, su hermana y una prima.

Celestio Elías  se presentó  en tribunales acompañado de su abogado y se espera que en el transcurso de la mañana declare ante Rago Gallo.

Al los cuatro detenidos se los investiga por: la sustracción de la niña, la supresión de su identidad y la falsificación de documentos, como el DNI para que figurara como hija de otra persona.

El escandaloso caso

Veinte años atrás, Vanesa Sánchez había quedado en una situación vulnerable: era muy joven, quedó embarazada y estaba prácticamente en la calle. Entonces conoció al médico que le hizo de nexo con alguien que la podía acoger, Rosa Agüero. Y enseguida a Sánchez le permitieron quedarse en esa casa, donde vivían también la hermana y una prima de Agüero. Pero poco después de dar a luz a Micaela Guadalupe (así la asentó en el Registro Civil) ocurrió algo que la joven -según la denuncia- no imaginó. Un día la mandaron a buscar trabajo y al volver no la dejaron entrar y le negaron a su beba. Después de mucho insistir, le dijeron que había muerto, según denunció.

Y desde entonces quedó con la espina, hasta que en octubre del año pasado se convenció de que esa niña de Rosa Agüero no podía ser otra que su hija y denunció en la Fiscalía Federal. Un ADN fue la contundente prueba de que estaba en lo cierto.

Deja tu Comentario

<