Un insólito secuestro exprés por una cerveza en Caucete

El hecho se dio a conocer en las últimas horas pero ocurrió entre la noche del viernes y la madrugada del sábado. Las víctimas fueron dos hermanos de 15 y 10 años, cuando el mayor conducía el vehículo de su madre. Los detenidos son un hombre de 30 años y una mujer de 19, que sorprendieron a los menores.

Un conmocionante hecho de Flagrancia ocurrido en Caucete se dio a conocer en las últimas horas aunque ocurrió entre la noche del viernes y la madrugada del sábado. Se trató de un secuestro exprés de dos hermanos de 15 y 10 años, que se conducían en el auto de su madre y fueron sorprendidos por una pareja que terminó detenida: Ramón Orlando Galván, de 30 años, y Belén Guadalupe Figueroa, de 19 años.

El episodio comenzó a las 23:30 del 3 de noviembre. La señora Paola García mandó a su hijo menor de 15 años a que junto a su otro hijo de 10 años, lleve a su tía a su casa y que de regreso compre unos medicamentos en la farmacia. El chico, pese a ser menor de edad, iba al volante de un Volkswagen Gol Trend.

De regreso en busca de una farmacia de turno, fue sorprendido por los dos extraños. Galván detuvo la marcha del menor llamándolo por su nombre, abordándolo inmediatamente junto a Figueroa por la puerta del acompañante. El menor debió detenerse en la banquina. Fu amenazado de muerte

Los captores, tras permanecer dentro del rodado durante el lapso de 4 horas, le ordenaron al menor dirigirse a un kiosco para comprar una cerveza. Fue su error. En ese lugar el adolescente se encontró con un familiar y lo puso en conocimiento de lo que estaba sucediendo.

Adevertido, el pariente le indicó trate de dirigirse a su casa, distante a pocas cuadras de ese kiosco. Así lo hizo. Y al dtener la marcha, el familiar con apoyo de efectivos policiales lograron la aprehensión de los delincuentes. Fueron trasladados a la Comisaría 9na.

El delito imputado es privación ilegítima de la libertad agravado por amenazas. El fiscal de turno es Iván Grassi, con los ayudantes fiscales Alejandro Solera y Carlos Cáceres.
Galván se encuentra identificado y tiene un expediente contravencional, en tanto que Figueroa no se encuentra identificada. Ninguno tenía pedido de captura.
canal13sanjuan.com

Deja tu Comentario

<